Home TV/Televisión La BBC empezará a cobrar también a los británicos jubilados
TV/Televisión - 2 semanas ago

La BBC empezará a cobrar también a los británicos jubilados

La licencia anual supone unos 170 euros y afectará a tres millones de personas de más de 75 años

La televisión es cara. La de calidad, carísima. Y durante décadas, el sello BBC ha sido sinónimo de excelencia. La decisión de la cadena pública de revertir la decisión del gobierno de Tony Blair, hace 20 años, de ofrecer gratis sus servicios a los mayores de 75 años, amenaza con convertirse en una batalla política.

Cada hogar británico que disfrute de la programación de los múltiples canales de la BBC, ya sea a través de la señal convencional, de una digital o a través de internet, deber pagar una licencia anual de 170 euros aproximadamente. O arriesgarse a ser inspeccionados para comprobar que, efectivamente, no consumen sus servicios. En 1999, el entonces ministro de Economía, Gordon Brown, impulsó que el Gobierno asumiera el coste de la televisión de los casi tres millones de pensionistas del país. Las arcas públicas retribuirían directamente este coste a la cadena pública.

16 años después, y con una crisis financiera descomunal por el medio, el Ejecutivo conservador de David Cameron decidió suprimir de modo gradual este subsidio hasta 2020. Quedaría a partir de entonces la decisión de cobrar o no a los mayores de 75 años en manos de la BBC. Y la cadena pública ya la ha tomado. Comenzará a cobrar a todos aquellos jubilados que no puedan demostrar que reciben ayudas públicas de sostenimiento, más allá de su pensión. «No ha sido una decisión fácil», ha explicado el director general de la BBC, Tony Hall. «Sabemos que las pensiones medias han mejorado desde el 2000, y sabemos que para algunos la licencia supone un desembolso muy grande. creo que, después de sopesar todos los argumentos, hemos tomado la medida más justa».

Asegura la corporación pública que mantener el subsidio les habría supuesto renunciar a una quinta parte de su presupuesto, en torno a 830 millones de euros. Es exactamente el coste de producción de los canales secundarios BBC Two, BBC Three, BBC Four, BBB News Channel, CBBC y Beebies.

La cadena pública, como otras televisiones generalistas, lucha estos días por mantener una audiencia que huye hacia otras ofertas de entretenimiento como YouTube o Netflix. Su audiencia media supera hoy los 60 años, lo que supone que, en estos momentos, la mayoría de los que disfrutan de sus servicios lo hacen gratis.

Pero el Partido Conservador, bajo el mandato de Theresa May, se comprometió electoralmente a mantener la gratuidad del servicio para los mayores de 75 años, aunque muchos en su seno consideren ahora un error esa decisión. El portavoz del Partido Laborista, Tom Watson, ha criticado con dureza una medida anunciada a la vez que el principal candidato a suceder a May, el exalcalde de Londres, Boris Johnson, anunciaba una rebaja de impuestos para las rentas altas. «No puedes poner tramos o limitaciones al aislamiento social, ni a la soledad. Millones de personas mayores y solitarias sufrirán con esta decisión, y los laboristas vamos a combatirla», ha dicho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Check Also

Detienen a una pareja en Brasil por tener secuestrada a una mujer durante 20 años

Según explicó la víctima, fue torturada en diversas ocasiones Una pareja brasileña fue arr…